Muñecos, vestimenta, cojines y muebles con historias. Conoce a esta gypsea imparable que hace del mundo textil un juego de colores y palabras.

La conocí en el 2014, durante el Festival de Claridad, allí estaba ella en la carpa de artesanos con su enorme sonrisa, dándole la bienvenida a quienes se paseaban con curiosidad por su mundo Moninos. Así llegué yo, atraída por el resplandor de sus colores brillantes y mensajes que me flecharon directo al corazón. Y es que Gloribel ha logrado contar por medio de sus Moninos, historias y frases que empoderan a uno para la vida. Tener una pieza de ella, es como tener a tu favor un pequeño mundo de letras, formas y colores que te sacan una sonrisa cada vez que la miras o te llenan de luz justo en el momento en que la necesitas. Una vez adquieres una, te vuelves por siempre adicta a su magia textil.

Una mujer con un corazón abierto y con todas las cualidades de una gypsea. Emprendedora, carismática y llena de positivismo va por el mundo buscando inspiración en sus viajes y trayéndola de vuelta a su taller creativo, transmitiendo estas historias por medio de sus piezas, atreviéndose a imaginar el mundo que sueña. Luego de varios años laborando como periodista y relacionista público, su pasión por contar la trajo de vuelta al mundo de la costura. En aquel encuentro en Claridad me contó cómo nació Moninos y la historia de su primer muñeco. Uno que surgió de un pedazo de tela azul que encontró entre los  escombros que dejó el terremoto durante su viaje a Haití, caminando por las calles de Puerto Príncipe y que más tarde la inspiraría a escribir su primer cuento y coser su primer muñeco al que llamó Monono. Ese encuentro para Gloribel fue belleza en medio de la tragedia. Monono fue el impulso para el comienzo de su nueva empresa creativa.

“No uso cualquier tela. Sólo las que hablan. Las que traen cuentos y buena vibra. Esas llegan de un viaje, un nacimiento, me las regala un (a) amigo (a), las encuentro en algún lugar sagrado o son retazos de telas que me sugieren formas amenas, personajes, rostros, emociones. Dejo que mi imaginación juegue. A veces lo que comienzo a imaginar, termina transformándose en otra cosa. Le doy su tiempo, las dejo hablar, una semana, un día, meses. Lo que necesiten. Y si la tela no me invita a nada, dejo morir silenciosamente el personaje. Un ejercicio redondo, de vida y muerte. La tela es la página en blanco. De esa manera, cumplo con mi misión de contar y coser. Espero que alguno de estos cuentos, te haga volar, pensar, accionar y que la experiencia te toque alguna fibra.”

Gloribel ha sido una de las mujeres que más me ha inspirado a lanzar este blog y a seguir adelante con el arte de mis mandalas. Es una mujer que no conoce frenos, un motor inspirador. El año pasado lanzó su libro “Manifiesto de la vida freelance”, una serie de pequeños libros con ejercicios diarios para motivar, dibujar, seguir tu intuición, retarte, agradecer, etc. Súper recomendado, chicas. Actualmente su sueño es hacer de Moninos un estilo de vida para muchos y sembrar con él la semilla para traer a Puerto Rico empleos que evolucionen y aporten al crecimiento de la industria textil. (Les digo, ¡esta mujer es imparable!).

Hoy, llena de inspiración luego de compartir y unir formalmente a Gloribel a nuestra tribu de gypseas, puedo dar fé a través de su vivo ejemplo de que es posible vivir de lo que a uno le apasiona. Que en esta vida tienes que hacer lo que verdaderamente te hace feliz. Que los viajes suelen ser la respuesta a nuestras búsquedas y que aún hay muchas historias por contar.

 

¡Gracias totales, Gloribel!


con ♥, 
Fran

 

➳ Conoce más sobre ella:

➳ Define tu marca en una palabra o frase.

Costura feliz, para sanar y amar

➳ Una fuente de inspiración.

Las historias de mujeres luchadoras.

➳ Tu life motto.

Vivir apasionadamente, amarme sobre todos los amores, celebrar cada segundo, aquí y ahora.

➳ Un libro.

The Artist’s Way de Julia Cameron

➳ Una película.

Truman

➳ 3 mujeres que te inspiran.

Luisa Capetillo, Belén Rivera, mi abuela y Ana Gloria Esquilín, mi madre.

➳ Un día provechoso.

Caminar y hacer yoga por hora y media, meditar, desayuno orgánico, coso, escribo y dibujo hasta el almuerzo. Una hora de siesta. Salir a un café y tener una buena conversación. Regresar al taller, completar órdenes, contestar llamadas y correos, volver a crear por cuatro o cinco horas, cenar una dieta balanceada antes de las 5 p.m., una hora de lectura, agradecer y descansar.

➳ Una ciudad.

Buenos Aires

➳ Algo que quieras hacer y nunca hayas hecho.

¡Ser una Rock Star!

➳ Words to live by.

El agradecimiento es el principio de la abundancia.

➳ Dónde pueden seguirte. 

En Facebook , mi blog y perfil personal

 

400964_263278253737289_1805832639_n